El Fidecine no sólo debe mantenerse, sino reconfigurarse y fortalecerse


Coinciden diputadas, diputados, funcionarios y comunidad cinematográfica en la permanencia de este fondo

Boletín No. 3831


El Fidecine no sólo debe mantenerse, sino reconfigurarse y fortalecerse

 

  • • Coinciden diputadas, diputados, funcionarios y comunidad cinematográfica en la permanencia de este fondo

 

  • • Participaron los cineastas Guillermo del Toro y Gael García

 

En el “Parlamento Abierto. Fondo Fidecine”, convocado por las comisiones de Presupuesto y Cuenta Pública y la de Cultura y Cinematografía, diputadas, diputados, funcionarias e integrantes de la comunidad cinematográfica expusieron las áreas de oportunidad sobre el funcionamiento del Fondo de Inversión y Estímulos al Cine (Fidecine).

Esta actividad forma parte del análisis de la iniciativa para modificar, entre otros ordenamientos, la Ley Federal de Cinematografía, lo que conllevaría a la desaparición de algunos fideicomisos.

 

Es importante destinar recursos a la cinematografía

El presidente de la Comisión de Presupuesto y Cuenta Pública, diputado Erasmo González Robledo (Morena), indicó que el hecho de que un fondo esté contemplado en la iniciativa no implica que vaya a desaparecer. “No tenemos duda de la importancia de destinar recursos a la industria cinematográfica. El objetivo es identificar el mejor instrumento para ejercer los recursos de manera eficiente y sin afectar al sector”.

Destacó que la comunidad cultural y cinematográfica, a través de su esfuerzo, capacidad y profesionalismo, ha contribuido de manera fundamental a difundir nuestra esencia por todo el mundo; por ello, dijo, “no podemos dejar de lado nuestro compromiso con ustedes. No hay intención de desaparecer el Fidecine; continuaremos con el análisis para identificar la forma de hacer eficiente su uso”.

 

Mantener el Fidecine y fortalecerlo

El presidente de la Comisión de Cultura y Cinematografía, diputado Sergio Mayer Bretón (Morena), se manifestó a favor de que el Fidecine se mantenga en la ley y que se fortalezca para robustecer la industria cinematográfica mexicana por su importante contribución cultural, educativa, social y económica.

Indicó que el Fondo es un sistema de apoyo financiero y de inversión para productores, distribuidores, comercializadores y exhibidores de películas nacionales. Estimula la participación de los sectores público, social y privado, por lo que “debemos construir una sólida ruta de desarrollo para el cine, así como un marco jurídico y presupuestal que apuntale esta industria”.

 

Coordinadores y diputados de los grupos parlamentarios

El presidente de la Junta de Coordinación Política y coordinador del grupo parlamentario de Morena, diputado Mario Delgado Carrillo, reiteró que el Fidecine no desaparecerá. “Busquemos cómo mejorar el apoyo a esta importante industria. Veámoslo como una gran oportunidad para comprometernos con el cine mexicano; mejorémoslo y retomemos los acuerdos para perfeccionar la Ley Federal de Cinematografía”.

El coordinador del grupo parlamentario del PAN, diputado Juan Carlos Romero Hicks, precisó que esta industria necesita apoyo. Subrayó que estos fondos no pueden desaparecer; por el contrario, deben incrementarse y ser un conjunto de respaldos modernos, extensos, diversos, democráticos e incluyentes. “Existe el compromiso para seguir construyendo historias; vamos a sumar y multiplicar”.

Del Partido Revolucionario Institucional, el diputado Lenin Campos Córdova destacó que el cine es una herramienta primordial para la promoción de la cultura mexicana en el mundo. Añadió que aún no se tiene la capacidad de competir con el cine norteamericano, por lo tanto, “en el PRI reiteramos nuestro apoyo para mantener el fidecomiso”. 

El coordinador del grupo parlamentario del PT, diputado Reginaldo Sandoval Flores, afirmó que es fundamental conocer las deficiencias de la industria cinematográfica para mejorarla y fortalecerla. “El asunto no es si se ayuda o no a la producción, distribución, comercialización, exhibición, rescate y observación de películas; lo que se discute es si el mecanismo que prevé la ley desde 1999 para el fomento de la industria es el más adecuado en función de las necesidades”. 

Por MC, su coordinador, diputado Tonatiuh Bravo Padilla, puntualizó que, como derecho constitucional, la cultura tiene que apoyarse; si se opta por la desaparición del fideicomiso, el respaldo colapsaría. “Expresamos nuestro apoyo a la industria que crea y mantiene gran cantidad de empleos, conecta a guionistas, autores e industria cinematográfica; es decir, de manera directa y otra de valor agregado, es una cadena productiva que tiene que ver con la exportación y el ingreso de divisas al país”. 

El representante de Encuentro Social, el diputado Ricardo de la Peña Marshall aseveró que su fracción parlamentaria se pronuncia por no eliminar el Fidecine de la Ley Federal de Cinematografía. “Creemos que debe reforzarse presupuestalmente para seguir contribuyendo al ejercicio pleno de la libertad y al diálogo. Si algunos aspectos pueden mejorarse, nadie habría de oponerse”.

El diputado Arturo Escobar y Vega, coordinador del PVEM, comentó que el cine mexicano es exitoso y ha trascendido nuestras fronteras; ante ese resultado es evidente su fortalecimiento. “Este fideicomiso no nada más justifica su existencia, sino que erradica la idea de desaparecerlo. Hay que fortalecerlo, modernizarlo y actualizar la Ley Federal de Cinematografía en esta legislatura”. 

La coordinadora del grupo parlamentario del PRD, diputada Verónica Beatriz Juárez Piña, subrayó que el Fidecine busca brindar apoyos financieros y de inversión para productores, distribuidores, comercializadores y exhibidores de películas nacionales. Reconoció la disposición de los creadores para mejorar la operación, transparencia y rendición de cuentas del Fondo.

 

Comunidad cultural y cinematográfica

María Novaro Peñaloza, directora del Instituto Mexicano de Cinematografía (Imcine), expresó que desde el 2 de abril se trabaja para tener un Fidecine fortalecido y que incluya todos los tipos de apoyos, convocatorias, recursos y mecanismos que a lo largo de los años han dado un resultado brillante para la cinematografía nacional. 

En el Anuario-2019 que el Imcine dio a conocer, indicó, se da cuenta de una cifra récord de producción cinematográfica de 216 películas realizadas el año pasado. Añadió que el fideicomiso permite ejercer los recursos como el cine los necesita, es decir, de manera plurianual. 

Guillermo del Toro, director, guionista, productor y novelista, mencionó que con el Tratado de Libre Comercio el cine mexicano se desprotegió y por este motivo se requiere del Fidecine; quitarlo le restaría competitividad a la industria cinematográfica. “En esta coyuntura es importante legislar a futuro, porque en este momento los cines están por reabrir y es ahora que podamos replantear, de manera coherente, la repartición del peso en taquilla al no saber si se recuperará”. 

Agregó que el cine que peligra es el que da más voz a los que no la tienen, porque siempre va a haber producciones locales financiadas por las transnacionales, pero lo importante es preservar la producción de quien no viene de un esquema industrial. 

Mónica Lozano Serrano, presidenta de la Academia Mexicana de Artes y Ciencias Cinematográficas (AMACC), consideró que es responsabilidad del Estado incentivar, apoyar y divulgar el cine nacional. “La producción pasó de nueve largometrajes en 1997 a 216 en 2019, en total las películas apoyadas estrenadas en salas comerciales generaron al menos cuatro mil 124 millones de pesos en taquilla”. 

Eliminar los mecanismos de fomento “nos dejaría sin voz, sin identidad propia y únicamente como consumidores de un cine hegemónico y globalizado”, subrayó.

El productor y fundador de la casa productora “Pimienta Films”, Nicolás Celis, dijo que se debe pensar en incentivar y apoyar a la industria que tanto ha aportado a la economía y cultura. Agregó que durante 20 años estos fondos han permitido la formación del talento técnico y artístico que ha dado pie a que el cine alcance el reconocimiento nacional e internacional que hoy tiene. 

Gael García Bernal, actor, productor y director, indicó que es un momento importante para adoptar nuevas formas que ayuden a que el cine crezca y que el apoyo principal sea hacia los nuevos realizadores de todas partes de México; es decir, para la gente menos favorecida y que de esta forma puedan surgir nuevos creadores. “Queremos que el gobierno haga mucho más para apoyar y gestionar la competitividad de nuestra industria”. 

La productora cinematográfica, Inna Payán, aseveró que el cine genera miles de empleos indirectos y una derrama económica considerable. Es una industria que tiene los efectos multiplicadores más altos del país. “Entre 2008 y 2018 el cine ha tenido un crecimiento promedio anual de 6.2 por ciento, casi cuatro veces más dinámico que el conjunto de la economía mexicana”. 

El presidente de la Cámara Nacional de la Industria Cinematográfica (Canacine), Fernando de Fuentes Sainz, pidió que se agranden los estímulos y fondos. “México tiene una posición geográfica privilegiada, con talento creativo y técnico; no podemos quedarnos atrás porque hay países que van a una velocidad tremenda y nos están ganando en atraer inversión de calidad para lograr productos mejores”. 

En representación del Movimiento Colectivo por la Cultura y el Arte en México (Moccam), José Antonio Cordero solicitó no extinguir el Fondo. “No le amputemos la única pierna que le queda para caminar al cine mexicano que es justamente el Fidecine. “Démosle alas y que sea un fondo que incluya un espíritu de cine de calidad y de diversidad nacional”. Estimó que la renovación del fondo debe procurar conseguir más pantallas y mayor número de películas estrenadas al año. 

Jorge Ramírez Suárez, director y productor, dijo que un fondo con estructura puede tener mecanismos transparentes y rendición de cuentas, por lo que es fiscalizable. Resaltó: “Sabemos que estamos en medio de una pandemia, pero dejar de apoyar al cine es dejar caer el empleo de miles de personas durante muchos años”. 

La directora de cine, Natalia Beristáin Egurrola, dijo que “aspiramos a que este fondo cuente con recursos concursables a través de diversas convocatorias anuales y que éstas amplíen la visión de la cadena de producción”. Además, debe considerar la diversidad de voces del país, así como las distintas formas narrativas y de producción, que es el caso del cine comunitario.

 

--ooOoo--